#Depresión la infravalorada #enfermedad

La depresión es la enfermedad más infravalorada que a día de hoy podemos encontrar. Por un lado es signo de debilidad. – Una persona deprimida no ha podido hacer frente de los problemas y se ha hundido – Y por otro lado tomamos su nombre en vano, como algo muy común en nuestro día a día, para definir cualquier etapa de tristeza que podamos estar pasando. – Estoy deprimido, mi cantante favorita se ha partido una uña

¿Qué es realmente la depresión?

La DEPRESIÓN es una enfermedad que nos incapacita para vivir. Afecta en el mundo a más personas que el cáncer y casi tantas como enfermos cardíacos.

¿A quién le afecta?

No existe un patrón exacto para definir a quiénes les puede afectar más. Nos puede afectar a TODOS independientemente de la edad, el nivel económico, el sexo…

¿Qué hace?

Nos encontramos con una gran diversidad de resultados derivados de la depresión:

  • Cambios en los estados de ánimos. Tristeza, sentimientos de inutilidad y desesperanza. Un enorme desplome de la autoestima y la confianza. Sentimientos de culpabilidad o desprecio hacia sí mismo. Fastidio, irritabilidad y descenso del aprecio por las cosas cotidianas que antes gustaban
  • Cambios Cognoscitivos. Afectando a los procesos de la memoria y el pensamiento, dificultando la concentración, la toma de cualquier decisión por simple que sea.
  • Cambios físicos. Provocando un desorden del sueño y la comida. Derivando a su vez en dolencias varias, cansancio, lentitud…
  • Cambios de comportamiento. Descuido de la higiene e imagen. Aumento de los conflictos.

Existen a su vez varios tipos de estados de depresión que ÚNICAMENTE un profesional sanitario debe de diagnosticar. Podemos encontrar:

  • Depresión mayor: Es la más frecuente que afecta a un mayor número de personas. Es la más recurrente, ya que si pasamos un proceso de depresión mayor es posible tener una recaída en un 50%.
  • Distimia: Es un proceso de depresión leve con una posible durabilidad de entre dos y cinco años. En la cual siempre se tiene una perspectiva de tristeza y pensamientos sombríos en todo lo que nos rodea y lo que hacemos.
  • Transtornos de adaptación: A veces preceden a la depresión mayor. Debido a una causa que se nos escapa de las manos (ruptura sentimental, diagnóstico de una enfermedad, pérdida de empleo…) La respuesta a estos acontecimientos son síntomas de depresión pero los criterios no llegan a ser una depresión mayor.
  • Transtornos bipolares, Depresión suicida, Depresión aguda o crónica, …

¿Qué podemos hacer?

Desde el coaching, los coach no podemos ni debemos tratar ningún tipo de enfermedad. Es por ello que mi primer consejo es NO confíes en nadie que te diga que puede curarte, huye de los gurús que dan soluciones fáciles. El coaching es una herramienta de tránsito para conseguir la motivación suficiente para llegar a una meta. Podemos aconsejarte, podemos ser una herramienta de auto-guía. Y como coach mi segundo consejo ante esto es:

Si piensas que tienes depresión, que puedes estar entrando en un proceso leve de esta enfermedad. Rodéate de la gente que te quiere y te hace fuerte. NO pienses que eres débil por solicitar ayuda, el cobarde calla, el valiente afronta los problemas y como tal lo haces. Ve a un médico para que pueda darte las mejores indicaciones ante éste caso. Y RECUERDA, que tú, sólo tú; marcas tu camino al andar y si necesitas hacer un parón en el camino para descansar, es para recuperar fuerzas y subir más alto.

#Sentimientos conocerlos, conocer la libertad

Las emociones son impulsos que nos llevan a algo en concreto. Y aunque a día de hoy no podemos encontrar exactamente una definición que la pueda concretar, todos sabemos qué son. Las emociones nos provocan experiencias afectivas tanto negativas como positivas. Éstas nos generan un proceso cognitivo y nos activan diversos mecanismos fisiológicos.

 ¿Qué las producen?

Son producidas por diversos tipos de factores. Tanto agentes externos (situaciones peligrosas o sorpresas agradables) como internos (hormonas) Pero no tenemos que verlas, incluso las que asociamos como negativas, como algo malo las cuales debemos censurar.

A veces olvidamos, muy muchas veces, que el ser humano es un animal. Y que formamos parte de una naturaleza que nos ha provisto de diversos mecanismos. Según cómo podamos manejar a éstos mecanismos, podremos o no convertirlas en una oportunidad o en un problema.

¿Cómo se vuelven en un problema?

 Por el tiempo en la que las experimentamos y la identificación.

Hay un factor externo > Éste nos produce una emoción > La emoción crea un mecanismo > Y si la identificamos y controlamos hacemos de la emoción una oportunidad < Pero si no logramos identificarlas y la dejamos alargarse en el tiempo > Nos auto-limitaremos

Veamos…

  •  El miedo, es una sensación de desconcierto que nos induce a protegernos de algo que desconocemos. El hecho de protegernos es una herramienta positiva, pero si la llevamos más allá del tiempo necesario, se nos convierte en una constante desconfianza hacia los demás y a eliminar una de las más bellas herramientas del ser humano, la curiosidad.
  • La ira, es la rabia, el enfado, la indignación. Nos ayuda a identificar un acontecimiento que nos ha podido causar algún tipo de daño. Una discusión con alguien, un aprieto con el trabajo o los estudios, etc. Ello nos puede dar la oportunidad de entablar un diálogo con aquello que ha sido el causante para que no vuelva a ocurrir. En una relación de pareja o con amigos, nos ayuda a conocernos mejor. Pero si dejamos que esta sensación se nos enquiste, no dejaremos de guardar rencor y no disfrutar de nuestra vida.

Y así sucesivamente con cada una de cada emociones, podemos ver la enorme importancia de dos simples pasos.

  1. Identificar cuál emoción vivimos y qué nos la ha producido.
  2. Y al conocerla, poder controlarla en el tiempo.

¿Pero y las emociones bellas?

También éstas pueden ser un problema si las dejamos descontroladas. Como un niño pequeño, nuestro deber como padres de nosotros mismos, tenemos que educar nuestros sentimientos para que éstos no puedan volverse en nuestra contra.

  •  El amor, la más fabulosa, famosa y maravillosa de nuestros sentimientos, puede si éste no lo ensañamos cosas básicas, volverse en nuestra contra. Una educación básica sería aprender que nuestros amigos, familia, pareja; todos aquellos que queremos no son objetos de nuestra propiedad. Que tienen libertad de actuación y que ante todo debemos respetarlos.

Ten paciencia, conocerse a sí mismo, y conocer nuestras emociones, es una labor del día a día. Y que cuando la desarrolles, podrás encontrar la belleza en los grises nubarrones. Que aunque pensemos que éstos nos traen la tormenta, mientras llueve y cuando deja de hacerlo, adoramos el olor a tierra mojada que nos hace sentir vida.

¿Hablamos de #coaching ?

Éste término tan raro que se han inventado, ¿qué se supone que es? ¿qué hace? ¿por qué cada persona lo pronuncia como si tuviesen un polvorón en la boca en mitad del mes de agosto?

El coaching es una herramienta la cual activa un proceso, temporal, en la que mediante la motivación conseguimos alcanzar unas metas. Pero no sólo es activar el chip de la motivación. Sino detectar los diferentes problemas que desempeñamos en nuestro día a día para poder paliarlos, fomentar las relaciones productivas, conocerse a uno mismo…

Existe además una cierta diferenciación dentro del coaching, éstos procesos que lo diferencian lo enriquecen haciendo.

  • Coaching Pragmático: Con un punto de vista practico. Incrementa la capacidad de motivación para dar lo mejor de sí.
  • Coaching Humanístico: Desarrollo y optimización de la conciencia del individuo. El coaching existe para liberar todo el potencial que una persona contiene.
  • Coaching Ontológico: Es la línea más filosófica. La cual hace hincapié en el aprendizaje como la herramienta para desarrollar y transformar a la persona. Mediante ésto podemos conseguir que la persona aprenda otra perspectiva del mundo.

¿Qué se necesita para que nos den Coaching?

HONESTIDAD

El coaching NO es una terapia. Aunque algunos terapeutas puedan ejercerlo, pero el coaching como tal no lo es.

Pero tanto para ésta herramienta como para cualquier otra a la que acudamos tenemos que seguir unas pautas muy lógicas:

  1. No te fíes de alguien que intente venderte castillos en el aire. Nada es fácil, cuando queremos conseguir un objetivo, éste dependerá de nosotros mismos. No hay caminos cortos.
  2. El RESPETO tiene que ser el pilar fundamental para cualquier relación. Exígele y si no son capaces de ofrecértela, no continúes.
  3. Para todas las sesiones que des, debe de existir la CONFIDENCIONALIDAD. Todos los coach tienen, al menos deberían, ofrecerte la garantía que han firmado un CÓDIGO DEONTOLÓGICO. Éste código son unas normas en las que el coach se ha comprometido a ofrecer.
  4. Si el profesional que esté ofreciéndote coaching, no puede, no sabe, cómo puede seguir ayudándote debe de aconsejarte otro profesional para que sea éste el que continúe con las sesiones.
  5. Y si en el caso que pudieses tener alguna enfermedad, el coach no PUEDE ni DEBE ser él quien te de las soluciones. Sino un profesional médico es quien debe hacerse cargo de todo.

#Religión y otros menesteres

IMG_3351

La religión, una creencia que para muchos se ha convertido en un fanatismo sin sentido, para otros un mero control de masas, una forma de vivir,…

Es el tema más controvertido, a parte de la política, que más tipo de ampollas puede levantar y levanta.
Particularmente hago un pequeño inciso para hacer una reflexión sobre el tema en sí.

Cualquier forma de pensar, que siempre esté basada en el respeto, es digna en sí mismo de ser respetada. La religión en su fondo es un mensaje lleno de belleza. Si cogemos el ejemplo de la cristiandad podemos encontrar el principal de sus finalidades: “el amor”
El amor al prójimo como a nosotros mismos, la caridad, la humildad, la igualdad…
Cierto es que si en su fondo es un mensaje esperanzador, quizás en su forma no lo sea tanto. Ya que una cosa es la religión en sí – el mensaje – y otra muy diferente la forma – el cómo los hombres utilizan dicho mensaje –

Recientemente el nuevo dirigente católico, Francisco I, ha comentado que no podemos no debemos politizar la religión. Que prefiere estados laicos, ya que éstos se aseguran en los derechos de libertad de creyentes y no creyentes. Y que la peligrosidad de los estados que politizan la religión es para usarla a su antojo.
Yo iría un paso un poco más allá: ni los creyentes pueden inculcar su verdad verdadera ante los demás. Y los no creyentes pueden imponer sus lógicas lógicamente por encima de las verdades.

¿Qué tiene que ver la religión con el coaching?

Tanto que a veces la dejamos a un lado sin sacarle ese partido que podríamos.

Dejo a un lado el hecho de cómo utilizan ciertos hombres el mensaje en su propio beneficio. Algo que ni puedo ni debo justificar y mucho menos respetar.

  • En el mensaje que se nos inculca es que nosotros, somos una creación única e irrepetible. Somos un ser que debe de sentirse siempre amado por lo que somos. Algo propio de muchas terapias por las que debemos trabajar nuestro amor propio y reconocernos como algo único.
  • El perdón de nuestros actos mal intencionados. Que si realmente nos sentimos arrepentidos por nuestro error, debemos aprender de ello y pasar página con vistas al futuro. El perdón, como arma de destrucción de ese egoísmo personal y el rencor.
  • Que debemos amar a los demás, hacer el bien evitando nuestro egoísmo en un sistema que tanto daño causa a nuestro espíritu, alma o energía cósmica.

¿Sabes que hay una inteligencia espiritual?

Aunque no termina de estar reconocida como tal, según por que diferente autor, la inteligencia espiritual es un hecho que se encuentra en pañales aún.
Grandes autores se centran en investigar cada uno de sus posibles beneficios en el ser humano, tanto como en el reconocimiento como tal.
La inteligencia espiritual, o transcendente, no se centra en una religión. Ni siquiera trata de religiones y sus mensajes, sino en el potencial de cada ser humano con independencia de su ideales o no. Dejando a un lado las cuestiones de fe, sino centrándose en las cuestiones filosóficas en las que no pueden llegar otras inteligencias como la lógico-matemática entre otras

Las 7 #inteligencias

(Ejemplo de Inteligencia musical, Luis Cuenca tocando una canción con sólo oírla. Nunca ha leído ninguna partitura y recientemente ha sido seleccionado con la mayor nota en el conservatorio se Málaga)

En 1983 el psicólogo Howard Gardner pospuso una nueva forma de inteligencia, en éste caso, inteligencias. Cuestionando que no puede existir una única inteligencia que lo englobe todo y una única forma de medirla mediante los test que marcan el Coeficiente Intelectual únicamente mediante las inteligencias lógica y verbal.

Ésta nueva forma, fue y sigue siendo cuestionada, por diferentes expertos. Aunque a día de hoy se encuentre cada vez más aceptada por la comunidad científica.

Gardner propone la existencia de siete inteligencias, diferentes entre sí pero conectadas. Haciendo del ser humano un ser mucho más complejo y único, ya que la combinación de sus diferentes tipos es la que consigue hacer lo que somos.

Algunas de ellas muy poco conocidas son:

  • Inteligencia Lingüística: Es la capacidad sobre el lenguaje tanto escrito como oral. Las personas que la ostentan tienen la cualidad de un fácil aprendizaje de idiomas, de lectura, así como en la oratoria y el uso y aprendizaje gramatical.
  • Inteligencia Lógico-Matemática: Capacidad del análisis lógico y solución de problemas que éstos lo requieran, además de las operaciones matemáticas y científicas. Las personas con dicho desarrollo tienen una mayor vertiente de investigación científica.
  • Inteligencia Musical: Ésta vertiente hace del individuo una persona con una mayor capacidad de cantar, tocar instrumentos e incluso en la creación de composición. Dichas personas suelen además, combinar ésta con la inteligencia lingüística.
  • Inteligencia Cinestésico-Corporal: Ésta inteligencia consigue la coordinación mente-cuerpo consiguiendo proezas en actividades físicas, como atletas, bailarines o incluso actores y aquellas personas con una alta fusión en su coordinación corporal.
  • Inteligencia Espacial: Trata de la capacidad de percibir y visualizar, en un espacio concreto, imágenes, detalles y el trazo de mapas. La cual suele intervenir en fotógrafos o arquitectos.

Hoy nos encontramos estudiando otros tipos de inteligencias para el desarrollo de la octava inteligencia. Una de las que podemos encotrar más polémica en su investigación es la denominada: Inteligencia Espiritual / Transcendental / Existencial (Nombre según el experto). Éste tipo de inteligencia defiende el hecho de que el ser humano transcienda en un plano mucho más allá del material para conseguir respuestas de sí mismo donde las otras no consiguen llegar.

Me planteo:

¿Es posible que todas estas inteligencias se centren realmente sólo en una o ciertamente es la combinación de cada una de ellas en mayor o menor grado, la que consigue darnos nuestros rasgos personales?

¿Son pocas las inteligencias vigentes o realmente son demasiadas y cada día atrofiamos alguna de ellas?